Mundo

Este niño no murió de un disparo en las protestas en Cuba, fue en Venezuela

EL NUEVO DIARIO, BOGOTA.- Circula en redes sociales la imagen de un niño herido y cubierto de sangre que usuarios atribuyen a un asesinato en medio de las masivas protestas antigubernamentales que vivió Cuba esta semana. Sin embargo, corresponde a hechos en Venezuela tras un choque con bandas delictivas a inicios de julio.

Entradas en plataformas como Facebook y Twitter han masificado la imagen junto a mensajes como “EN CUBA MATAN NIÑOS Y NADIE DICE NADA” o “Así defiende el régimen comunista cubano su dictadura”.

Uno de los tuits, que ya fue borrado pero que alcanzó a compartirse más de 700 veces, aseguraba: “Mi pueblo muere, pidiendo libertad, desarmado y hambriento y no veo ni una sola organización internacional diciendo nada. ¿Le tienen miedo al gobierno cubano, o simplemente no les interesa la vida de las personas?”.

Otra publicación, que además copia a entes internacionales de derechos humanos, alega que “el régimen castrista ha comenzado a secuestrar manifestantes que están participando en las protestas” y que “también han matado a golpes algunos, como un niño de 13 años”.

La fotografía, marcada por las redes sociales como contenido sensible, muestra al menor cubierto de sangre y visiblemente herido mientras es transportado en brazos por otras personas.

DATOS: Realmente, la imagen no muestra a un niño muerto o herido en las protestas cubanas, sino a un menor que recibió el impacto de una bala perdida tras un enfrentamiento entre pandillas y las autoridades en Venezuela y que murió el pasado 11 de julio.

Una búsqueda inversa de la instantánea compartida con mensajes sobre Cuba lleva a otras publicaciones en las redes sociales que la ubican el 8 de julio en Venezuela, días antes del inicio de las manifestaciones en la isla.

Resalta un hilo de Twitter de la abogada y activista venezolana Tamara Suju, quien se presenta como directora del Casla Institute, en el que relata con fotos y vídeos, entre ellas varias del menor, cómo durante “36 horas la banda del Koki (grupo armado x el régimen) tiene sitiada varias urbanizaciones y zonas vecinas de la Cota 905”.

La Cota 905, barrio de Caracas que atraviesa la Avenida Guzmán Blanco, fue escenario desde el 7 de julio de tres días de enfrentamientos entre las fuerzas de seguridad y grupos delincuenciales.

Como informó EFE el pasado 10 de julio, al menos cuatro funcionarios policiales murieron y 22 “delincuentes” fueron “neutralizados” en esos enfrentamientos en el occidente de la capital venezolana, aseguró la ministra del Interior, Carmen Meléndez.

En su compendio, Suju dedica uno de los tuits a asegurar que “reportan un niño herido proveniente de la Cota 905” y, en él, comparte imágenes difuminadas del menor que se corresponden con la que ahora se ha masificado con mensajes sobre las protestas cubanas.

La abogada atribuye esos materiales a publicaciones en redes sociales.

Una búsqueda en Google de los términos “niño + Cota 905” lleva hasta una noticia del periódico venezolano El Nacional, en la que informó este 12 de julio que el niño, identificado como Alberth López, de 11 años, había fallecido un día antes.

Citando información del periodista de sucesos Román Camacho, el medio especifica que López murió en el hospital Dr. Miguel Pérez Carreño luego de resultar “herido por una bala perdida” el jueves, 8 de julio.

El Nacional también comparte fotos y vídeos del periodista Delmiro De Barrio que muestra a los familiares el niño trasladándolo hasta un centro de atención médica y que se corresponden con la imagen viral.

Finalmente, las protestas en Cuba no se iniciaron si no hasta el día 11 de este mes, por lo que la imagen en cuestión circula desde antes en las redes sociales.

CUBA VUELVE A LA RUTINA AÚN SIN SIN INTERNET

El número de detenidos en las protestas del domingo en Cuba seguía este 16 de julio sin esclarecerse, mientras el Gobierno adopta las primeras medidas de urgencia para enfrentar la severa crisis que movilizaron a miles de ciudadanos a manifestarse en las calles.

Algunas organizaciones internacionales y activistas han circulado listados en las redes sociales que cuantifican por centenares a los detenidos en la isla, donde no se han reportado nuevos incidentes pero se mantiene una visible presencia policial en zonas públicos.

Mientras tanto, en el país la rutina diaria sigue su curso, las personas acuden al trabajo, continúan realizando colas durante largas horas en las tiendas para comprar alimentos y siguen esperando que se restablezca internet en sus teléfonos móviles.

Este jueves la mayoría de las redes sociales y plataformas de mensajería permanecen bloqueadas en el servicio de datos móviles en Cuba, cuatro días después de las inéditas manifestaciones.



Source link

Publicaciones relacionadas

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Botón volver arriba