Doña Ana es un municipio de San Cristóbal, donde la agricultura es la principal fuente de ingresos de sus ciudadanos.

Hacer deportes es parte de la agenda de los jóvenes del lugar, que hacen espacio en sus múltiples ocupaciones para compartir y competir en un medio sano y divertido.

El multiuso de Doña Ana cumple uno de sus objetivos básicos: integrar la juventud, por medio de la práctica deportiva, pero los jóvenes del lugar no cuentan con un monitor que le enseñe el uso correcto de jugar al baloncesto y el voleibol, la práctica de karate, lucha y otros deportes que el espacio puede acoger.

Así define Cristian Sánchez el multiuso Sauri Bremón y refiere que es el lugar donde cada semana se juntan, comparten y reciben equipos de otras comunidades para intercambiar en baloncesto y voleibol.

Además de ser el lugar para las prácticas deportivas, es también utilizado para encuentros sociales, bodas, bautizos, cumpleaños y reuniones de la comunidad, dirigida a buscar soluciones a problemas comunes de Doña Ana.

Religiosos y políticos también se citan en el lugar, donde también se celebran bodas y otras actividades sociales.